Busca SAT regularizar a “nenis” y “tandas”

diverza, nenis, mutas

El sector denominado ‘nenis’ (Nueva Emprendedora de Negocios por Internet) pudiera experimentar una mayor fiscalización en 2022 por los cambios que obligan a todas las personas mayores de 18 años con ingresos por actividades económicas a registrarse ante el Sistema de Administración Tributaria (SAT).

De acuerdo con información publicada en el portal de El Financiero, en México, cerca de 5.2 millones de mujeres venden de manera informal por internet todo tipo de artículos.

Fidel Ortiz, director general de la firma de consultoría fiscal Fixat explicó que la mayoría de esas emprendedoras se mueve en la informalidad y sus ventas no están fiscalizadas.

“De observarse que tienen ingresos por comercializar en redes sociales o internet, además de pagar los impuestos correspondientes por las ventas realizadas, podrían hacerse acreedoras a multas”, mencionó.

Precisó que el artículo 80 del Código Fiscal en México establece la obligatoriedad de que los mayores de edad que no se han dado de alta ante Hacienda se pueden hacer acreedores de una multa que va de los 3 mil 870 hasta los 11 mil 600 pesos.

Muchas de esas mujeres son amas de casa que sostienen o apoyan a la economía de su familia mediante la venta de diversas cosas en redes sociales o en WhatApp.

De acuerdo con la Ley de Ingresos sobre la Renta (Ley ISR) es obligatorio pagar ISR por los ingresos generados por los residentes en México sin importar de donde provengan, es decir no existe excepción alguna para el comercio online, por lo que las Nenis deberán pagar impuestos.

Los especialistas aseguran que es cuestión de tiempo para que estas emprendedoras se vean obligadas a pagar la multa por omitir ingresos así como los impuestos atrasados.

Y las tandas

El ahorro por medio de tandas es una práctica común entre la población, sin embargo con las recientes legislaciones, te podría traer problemas con el Servicio de Administración Tributaria (SAT) que podría identificarlas como una conducta sospechosa.

A pesar de que esta manera de ahorro resulta funcional para quienes la practican, existe una contraparte preocupante, debido a que las aportaciones que se hacen son en efectivo y se guardan en una caja que administra el organizador.

El SAT se enfoca en la procedencia del dinero que recibiste, ya que no se tiene una forma de comprobar, por lo que el método resulta sospechoso.

Además, si el dinero lo utilizas para pagar tarjetas de crédito, o comprar cualquier tipo de producto, el SAT podría inferir que tus gastos superar tus ingresos comprobables.

En diverza tenemos la solución que necesitas para cumplir con todos tus requerimientos fiscales. Evita multas contáctanos vía WhatsApp 81 2860 5879